CÓMIC PARA TODOS

‘Batwoman’ 3, de Marguerite Bennett y Fernando Blanco

Editorial: ECC.

Guión: Marguerite Bennett.

Dibujo: Fernando Blanco.

Páginas: 144.

Precio: 13,50 euros.

Presentación: Rústica.

Publicación: Febrero 2018.

La Batwoman de Marguerite a Bennett llega a su final con este tercer número. La conclusión de una serie es un momento importante y Bennett es capaz de darle un cierre adecuado, lo que no es poco teniendo en cuanto lo abrupto que pueden ser algunos finales en el mercado editorial en el que nos movemos, no hay más que ver el de Supergirl (aquí, su reseña). A la escritora, en este caso, sí le da tiempo a cerrar las grandes tramas y a salir sin dar un portazo, dejando a Kate Kane en una buena situación pasa que alguien recoja su historia, bien para continuarla de manera paralela a la de Batman, bien para seguir de manera independiente. Puede ser que en algunos momentos parezca todo algo demasiado enrevesado, pero sí demuestra que Bennett tenía un plan, que había escrito un círculo personal y vital que supo salir de su entorno más cercano cuando la historia lo necesitaba y que a la vez ha logrado introducir las novedades en el entorno más reconocible. No ha terminado de escapar de su pasado y de ciertos lugares comunes, cierto, pero aún así el resultado final se puede dar por bueno porque ha explorado con acierto diferentes facetas de Batwoman, la más familiar, la que tiene que ver con su hermana, pero también su statu quo en la Gotham que inevitablemente domina Batman.

Ambas cosas, de hecho, las une Bennett en el clímax de este volumen final, significativamente titulado La caída de la casa Jane, y en el que la escritora deja algunos elementos que seguramente resonarán en el futuro del personaje. A un escritor se le puede pedir que haga historia con un personaje, desde luego, pero sobre todo que aporte elementos que puedan definirle. Bennett no llega a lo primero, cosa que no es fácil con una heroína que se redefinió con absoluta brillantez para meterla en continuidad con motivo de 52 (aquí, su reseña) y que desde entonces ha tenido un camino demasiado marcado, unas líneas maestras demasiado inamovibles. Pero lo segundo sí lo hace, y es elogiable. Hay muchos detalles en este tercer número que se antojan como grandes ideas para el presente, para el disfrute de esta lectura, pero sobre todo para el futuro. Batwoman es un personaje condenado a reencontrarse con todas las personas que han definido su carácter y su lucha, y la escritora ha sabido encontrar ese tono de inevitabilidad, dándole ese toque circular que tan bien le funciona para entrar en escenarios conocidos. Se puede echar en falta una mayor ruptura con el pasado para que la evolución fuera algo diferente a lo más o menos previsto, pero el resultado es bueno y se aleja lo suficiente de los lugares comunes.

Cosa extraña en una serie DC, y más en una de segundo nivel, Batwoman se despide con estabilidad en el dibujo. Fernando Blanco se ocupa de dibujar estos seis números finales y lo hace bastante bien. El personaje siempre ha dejado imaginativas composiciones de página desde que J. H. Williams III hizo historia con ella, y Blanco no trata de escapar a esa tendencia, como se ve sobre todo en el penúltimo número de la historia central, pero la dulcifica y al lleva a su terreno, más dinámico y menos poético. Lo que le va a Blanco es la acción y la presentación espectacular de sus personajes, con puestas en escena impactantes y que funcionen dentro de la historia y eso lo aporta en todo momento, cuando el misterio todavía está encima de la mesa, cuando Batman entra en escena y hasta en la teóricamente más intrascendente historia con la que se cierran libro y serie. Batwoman se acaba, pero, como siempre, es obvio que se trata de un hasta luego. No ha sido este capítulo el más definitorio en la historia del personaje, pero ha sido suficiente para dejar esos elementos que algún día puedan retomar se mientras el lector se lo ha pasado razonablemente bien. A estas alturas, es lo mínimo que se le puede pedir a una serie.

El volumen incluye los números 13 a 18 de Batwoman, publicados originalmente por DC Comics entre marzo y agosto de 2018. El único contenido extra son las portadas originales de Dan Panosian, Lee Bermejo, Michael Cho y Rafael Granpa.

4

En nuestra galería de Facebook podéis acceder a todas las páginas que mostramos de todos los títulos que comentamos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Información

Esta entrada fue publicada en 22 mayo, 2019 por en DC, ECC, Fernando Blanco, Marguerite Bennett y etiquetada con , , .

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 306 seguidores

Archivos

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: