CÓMIC PARA TODOS

‘Injustice. Año dos’

Editorial: ECC.

Guión: Tom Taylor y Marguerite Bennett.

Dibujo: Tom Derenick, Vicente Cifuentes, Daniel HDR, Mike S. Miller, Jheremy Raapack, Bruno Redondo, Xermánico y David Yardin.

Páginas: 312.

Precio: 30,50 euros.

Presentación: Cartoné.

Publicación: Agosto 2017.

Las buenas ideas son relativamente frecuentes. Lo excepcional es saber desarrollarse. Injustice. Gods Among Us sobresale, además, porque sus condicionantes son muchos. Si vamos al principio, tenemos un videojuego, uno que partía de un escenario improbable, en el que Superman mata al Joker después de que este arrase Metrópolis y provoque que el propio Hombre de Acero mate a Lois Lane sin darse cuenta. Batman reacciona ante el mundo de estricto control que quiere crear Superman y se inicia una guerra sin cuartel en la que cada personaje enmascarado ha de escoger un bando. Buenísima idea, ¿verdad? Ahora llevemos lo que el videojuego coge como una excusa para que nos pongamos a los mandos de dos personajes para darnos de mamporros y convirtamos eso en una historia. En una, además, que cubra el espacio de cinco años del que habla el videojuego. Asumamos que el primero (aquí, su reseña) funciona bien. Y ahora estamos en el segundo, y cuando finalizamos de leer lo que vemos es que sigue con el mismo vigor que al principio. Y mucho riesgo. Muchísimo, porque llegamos a extremos que la continuidad no permitiría nunca. ¿Acaso eso no es excitante? Pues Tom Taylor lo construye con épica, corazón y brillantez, ampliando la escala del enfrentamiento pero sin perder su alma.

El gran acierto de este Año dos está, precisamente, en la manera en la que se amplía el conflicto. El Año uno fue el enfrentamiento entre Superman y Batman. Ese fue su clímax y su núcleo. Aquí, no puede ser de otra manera, eso se mantiene. Taylor no suelta un caramelo tan goloso. Pero suma alicientes. Esta es una guerra intergaláctica. La entra da en juego de los Green Lantern Corps y de los Sinestro Corps añade una espectacularidad inmensa a la historia, no solo en lo visual, sino también en lo temático, porque sirve para que las elecciones sean todavía más difíciles y para que las emociones entren en juego de una manera más palpable. Y si hay un personaje que Taylor sabe llevar en estas páginas, ese es Canario Negro. Más allá de combates y refriegas, ella es la que permite al escritor mostrarnos que esto es mucho más que un simple intercambio de golpes. Dinah ejemplifica la emoción que necesita una historia de este alcance. No es el único personaje que la sustenta, pero sí el más evidente y conseguido. Y eso sin desdeñar la estrategia bélica que hay en este segundo volumen, en el que el bando de Batman busca con ahínco la jugada maestra que pueda detener el conflicto, la muerte de Superman. Son tantas cosas las que pasan que es difícil no leer este volumen con un alto nivel de adrenalina y tensión.

Y el dibujo es todo lo bueno que se necesita en un macroespectáculo de estas características. Para ser una serie que necesita tantos dibujantes por su frecuencia de publicación, un total de ocho en este año, se mantiene un estilo visual bastante agradecido. Hay diferencias, eso sí, sobre todo entre los principales artífices de la serie, Bruno Redondo, Mike S. Miller y Tom Derenick, que son quienes dibujan un mayor número de páginas, pero el nivel es alto. Y puestos a escoger, tanto Redondo como Derenick son los que se llevan el gato al agua con escenas tan brillantes como el epílogo en el caso del primero o el punto culminante en el que Canario Negro se enfrenta a Superman en el caso del segundo. Injustice es una serie que se queda grabada a fuego por la osadía de lo que cuenta, por las bajas inesperadas, por su violencia, y también por un rediseño de algunos personajes que logra un carisma casi inmediato, y eso es mérito de sus ilustradores. Para el lector, una razón que afianza el buen regusto que deja esta lectura, indudablemente mucho más que un simple elemento de márketing con el que hacer que los jugadores del videojuego se dejen unos euros más en el cómic que explica el escenario que tantas horas de diversión les ha dado. Muy buena continuación de un ya muy buen cómic de superhéroes.

El volumen incluye los doce números de Injustice: Gods Among Us – Year Two, publicados originalmente por DC entre enero y septiembre de 2014. El contenido extra lo forman las portadas de Santi Casas, Stephane Roux, Jheremey Raapack, Mark Roberts, David López, bocetos de portadas de Roux y Raapack, diseño de personajes de Bruno Redondo y varias páginas originales.

Podéis ver imágenes de este título aquí y aquí. Y en nuestra galería de Facebook podéis acceder a todas las páginas que mostramos de todos los títulos que comentamos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 262 seguidores

Archivos

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: