CÓMIC PARA TODOS

‘Armatura Uno’ 3, de P. M. Reilly y Fabián Cobos

Editorial: Apuf Entertainment.

Guión: P. M. Reilly.

Dibujo: Fabián Cobos.

Páginas: 24.

Precio: 1,25 euros.

Presentación: Grapa.

Publicación: Abril 2017.

Después de ver los dos primeros números (aquí, su reseña), ya sabíamos por dónde iban a ir los tiros de Armatura Uno en el número que debía poner fin a la introducción a este universo. Esta tercera entrega lo confirma. Y añade un pequeño pero, y es que a P. M. Reilly se le va buena parte del número en una anécdota graciosa y se come parte de la formación de nuestro joven protagonista para convertirse en un héroe, algo que casi tenemos que dar por sentado en una conclusión que también llega a modo de gag. No es que se pierda el sano entretenimiento que propone la serie, ni mucho menos, ni que deje de entenderse como lo que es y se confirma en la despedida, la primera piedra de lo que va a ser un universo más amplio. Pero sí que da la impresión de que, en esta entrega, la historia lleva al escritor más que el escritor a la historia. Cuando se centra en lo que de verdad tiene que formar el cuerpo argumental de Armatura Uno, es decir, lo que se nos tiene que contar en esta parte del relato, la formación de Billy para poder vestir la armadura, despega de una manera eficaz. Quizá con mayor extensión se habría logrado un equilibrio más adecuado, pero en la veintena de páginas que cierra este origen en tres partes hay más anécdota que fondo, más disfrute del aquí y ahora que del mundo en que acontece el relato.

Eso, en todo caso, son percepciones de quienes llevamos años leyendo cómics de superhéroes, sabedores de que hay fórmulas que funciona. Reilly lo sabe y las aplica, como se puede ver en el homenaje nada velado, de hecho casi un calco, al Superman de Richard Donner, aunque se le escapa ligeramente la distribución de tiempos. Con todo, lo que nos cuenta de Billy es adecuado, como también lo es el dibujo de Fabián Cobos en este tercer número, siguiendo la estela de lo que ya nos había mostrado en el segundo, con un buen uso del blanco y negro y con buenas artimañas visuales para disimular que faltan los característicos fondos detallados que requiere el género de superhéroes para que haya algo más de épica en sus aventuras. Como los personajes son cada vez más reconocibles, no hay muchas pegas. Y como hay más comedia que acción, y en este terreno Cobos se acaba manejando bastante bien, la historia se sigue sin demasiadas dificultades. Así, Armatura Uno es una propuesta sana y modesta. Quién sabe si se complicará con la expansión del universo que se apunta en la despedida. Veremos qué sucede cuando haya más protagonistas sobre el tablero, pero desde luego sí parece que Armatura Uno ha sido un comienzo que cumple con el género sin demasiados alardes y sin entrar en problemas que Reilly y Cobos no sepan resolver.

El único contenido extra es un artículo de Paul Finger, albacea de la obra de Jerry Finger.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en 22 mayo, 2017 por en Apuf Entertainment, Cómic, Fabián Cobos, P. M. Reilly y etiquetada con , , .

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 247 seguidores

Archivos

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: