Cómic para todos

‘Lantern City’ 3, de Matthew Daley, Mairghread Scott y Carlos Magno

Editorial: Medusa.

Guión: Matthew Daley y Mairghead Scott.

Dibujo: Carlos Magno.

Páginas: 138.

Precio: 14,95 euros.

Presentación: Rústica.

Publicación: Febrero 2017.

Lantern City llega a su final con esta tercera entrega y la serie merece en su conjunto una buena nota. Su conclusión, aunque quizá sea algo menos espectacular de lo que podría haber sido porque se centrar en cómo se urden y resuelven los planes más que en la ejecución del conflicto bélico que se había venido fraguando, confirma que estamos ante un buen relato steampunk, con un buen planteamiento basado en las ideas de Trevor Crafst, Matthew Daley y Bruce Boxleitner que han escrito el propio Daley junto a Mairghread Scott y que Carlos Magno ha dibujado con mucho acierto. Quizá lo más negativo que se pueda decir de la serie en su conjunto y de este último acto en concreto es que queda la sensación de que daba para algo más, de que parecen quedarse muchas posibilidades en el tintero por la necesidad de llegar a un final. Pero el ritmo es bueno, y sobre todo los personajes logran mantener una identidad compleja, precisamente porque la apuesta de Daley y Scott ha sido la de ir cambiando las alianzas y hasta las posiciones reales de sus protagonistas para irlos encajando en este complejo juego de lealtades en que se ha convertido Lantern City. El escenario hace el resto y engancha con facilidad al lector para que se sienta completamente sumergido en la historia, con lo que parece difícil no disfrutarla.

Aunque la serie no ha tenido una extensión demasiado larga, se agradece también que Daley y Scott hayan sabido ir integrando escenarios y protagonistas bastante diferentes entre sí. No se han limitado a mostrar una lucha entre dos facciones, entre ricos y pobres, entre la élite y el vulgo, sino que han sabido introducir una tercera parte. Y con ella, las metáforas de Lantern City sobre la sociedad actual, la riqueza y la pobreza, se ven bastante bien enriquecidas. Eso, no obstante, es una lectura algo soterrada que no se impone en ningún momento a la batalla política y real que se entabla por el dominio de la ciudad. Ahí, por supuesto, destaca el equilibrismo que tiene que tiene que hacer Sander Jorve, el protagonista, punto sobre el que pivotan ese tres grupos de interés, y sin duda la principal razón para sentirse atraído por la historia que plantea la serie. Porque, al final, hay un claro discurso sobre la identidad que destaca entre la acción y la preparación del gran desenlace de la obra. Por eso se disfruta tanto, porque hay un primer nivel, el más inmediato, el de la acción, pero hay otro por debajo para quien lo necesite, que completa la historia y el escenario escogido de una manera bastante inteligente y que permite superar el clásico concepto de buenos y malos, aunque los haya, para contar una historia épica con matices diferentes.

Partiendo de la base de que la faceta steampunk de Lantern City era esencial para el éxito de la serie, es evidente que Carlos Magno es una de sus grandes claves. Su dibujo es meticuloso y detallista, y su recargado trazo sirve a la perfección a los objetivos de establecer un mundo reconocible pero a la vez irreal y fantástico. Y las grandes páginas en la que se pueden ver los escenarios en los que tiene lugar este combate final por el dominio de la ciudad se convierten en la razón más poderosa para disfrutar de esta serie. Las constantes de Magno en la serie se mantienen con fuerza en la resolución, sus personajes son bastante creíbles en su expresividad, los puntos de vista que escoge se acercan también a posiciones atrevidas y hasta las escenas más pausadas y dialogadas sirven bastante bien a su propósito. Pocos peros se pueden poner al trabajo de Magno. Lantern City concluye así dejando un muy buen sabor de boca, sin necesidad de haber reinventado nada pero con la satisfacción de ver lo bien que han manejado los elementos que necesitaban los autores para sumergirnos en este universo de máquinas imposibles, escenarios grandilocuentes, luchas por el poder y el clásico enfrentamiento de clases, con un final más épico en su planteamiento que en lo que realmente vemos pero bastante eficaz en todos sus aspectos.

El volumen incluye los números 9 a 12 de Lantern City, publicados originalmente por Boom! entre enero y abril de 2016. El contenido extra lo forman un portafolio de bocetos comentado por Carlos Magno y las portadas originales de Benjamin Carré y Dave Dorman.

Podéis ver imágenes de este título aquí y aquí. Y en nuestra galería de Facebook podéis acceder a todas las páginas que mostramos de todos los títulos que comentamos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en 26 abril, 2017 por en Boom!, Carlos Magno, Cómic, Mairghread Scott, Matthew Daley, Medusa y etiquetada con , , , .

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 234 seguidores

Archivos

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: