CÓMIC PARA TODOS

‘La Resistencia’ 5

Editorial: Dibbuks.

Guión: Fermín Solís, Olaf Ladousse, Jorge García, Josep Busquet, Max, Andrés Leiva, Ulf K, Teresa Valero, Koldo Azpitarte, Mikel Bao, Álex Fito, Olga de Castro, Víctor Giménez, Miguel Ángel Martín, Chema García, Manel Cráneo, Juan Berrio.

Dibujo: Fermín Solís, Olaf Ladousse, Felipe H. Navarro, Jali, Max, Javier de Castro, Andrés Leiva, Martin Baltscheit, Teresa Valero, Infame & co., Álex Fito, Olga de Castro, Víctor Giménez, Miguel Ángel Martín, Chema García, Manel Cráneo y Juan Berrio.

Páginas: 96.

Precio: 8 euros.

Presentación: Rústica con solapas.

Publicación: Marzo 2017.

La premisa siempre suele ser que si la fórmula funciona no hay razón para tocarla. Pero si cuando se toca se hace para bien, todo perfecto. Y eso es lo que hace La resistencia en este quinto número. La fórmula sigue siendo la misma, una revista que reúne a un grupo interesantístimo y variopinto de autores que dan rienda suelta a sus historias. ¿Y cómo mejora esta fórmula? Pues, por ejemplo, haciendo que la revista sea, por encima de todo, un homenaje al medio y a sus nombres. Ahí encaja el recuerdo a la figura de Micharmut, el historietista al que tuvimos que decir adiós en noviembre de 2016 y que destacó en revistas como Madriz o TBO, o en la recuperación de una historia de Max, protagonista del Curriculum Vitae Cómic de esta entrega. Y, otro ejemplo más, convirtiendo una entrevista realizada por Kiko infame a los autores de La resistencia en un cómic más. Porque los autores de esta revista hablan como tienen que hacerlo, con sus viñetas. Y así, el lector sigue teniendo razones de sobra para disfrutar con este título, que tiene el enorme mérito de haber llegado ya a su quinta entrega, porque sigue siendo una variada mezcla de talento en la que hay pinceladas muy notables de lo que se puede alcanzar en este medio, cursando una invitación en toda regla para conocer más de estos artistas.

No hay que avanzar mucho en este número de La resistencia para encontrar su joya, la Despedida en un acto que firman Jorge García y Felipe H. Navarro para hablar de una manera tan sincera como dolida del amor y la despedida. Antes de llegar a esas páginas, tenemos dos páginas de Martín Mostaza, la divertida creación de Fermín Solís para contar sucesos traumáticos de la infancia, o el habitual Sin título surrealista de Olaf Ladousse, una auténtica locura en rejilla de nueve viñetas idénticas. La sociedad de aventureros, caballeros, ases de aviación y bon vivants, de Josep Busquet y Jali, mantiene su apuesta divertida. Y Busquet añade mucho más humor, esta vez con Javi de Castro, en una nueva entrega, una francamente desternillante, de Ace Thunders, personaje que sigue pidiendo a gritos una aventura más larga. Andrés Leiva vuelve a encontrar en Eva Pop un aire tan sugerente como prohibido en un relato en el que enganchan tanto la sensual protagonista como el desagradable contrapunto masculino. Ojo también al sorprendente Paul+Huckenbein que nos ofrecen Ulf K y Martin Balscheit, un relato más extenso que la mayoría, completamente mudo y muy hipnótico. Y si hablamos de diversión, lo que Teresa Valero nos ofrece en Dibujante en pelota es garantía de carcajadas por lo realista que es.

Como La resistencia no deja de ser un autohomenaje al cómic, es inevitable implicarse emocionalmente en La leyenda, con la que Koldo Azpitarte, Ingame & co y Mikel Bao quieren acordarse de los grandes genios del pasado que hoy no terminan de encontrar su público. El Everybody Should Be Reading Comics de esta entrega es el homenaje de Álex Fito a los 100 años de TBO. Las Historias de la Luna de Olga de Castro suman un punto de realismo nostálgico. Y las Kotito Stories de Víctor Giménez un poco de violencia cómica y un dibujo exagerado con el que resulta difícil no reírse. Las Fallen Angels de Miguel Ángel Martín siguen mostrándonos cómo sería el mundo y las conversaciones sobre sexo y flirteo si la mujer hubiera tenido la posición sexualmente dominante del hombre en la sociedad con sus conejitas hiperdeshinibidas. Y queda para el final el simpático y cercano costumbrismo de Los domingos también, del siempre magnífico Juan Berrio. Si a esto le sumamos la recuperación del Jabberwocky de Max, una de las primeras historias experimentales del autor, como él mismo la considera y el ya mencionado homenaje a Micharmut, sobre todo con la historia que crea Manel Cráneo, el menú de esta quinta entrega de La resistencia no podría ser más completo y apetitoso. Salvo que sea sólo el entrante de lo que está por venir.

El volumen no tiene contenido extra.

Podéis ver imágenes de este título aquí y aquí. Y en nuestra galería de Facebook podéis acceder a todas las páginas que mostramos de todos los títulos que comentamos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 235 seguidores

Archivos

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: