CÓMIC PARA TODOS

‘La Cosa del Pantano de Scott Snyder’

Editorial: ECC.

Guión: Scott Snyder, Jeff Lemire y Scott Tuft.

Dibujo: Yanick Paquette, Marco Rudy, Steve Pugh, Becky Cloonan, Andrew Belanger, Francesco Francavilla, Kano, Víctor Ibáñez, Timothy Green II, Karl Kerschl, Sean Parson, Michel Lacombe, Dan Green, Andy Owens y Joseph Oliver.

Páginas: 520.

Precio: 40 euros.

Presentación: Cartoné.

Publicación: Diciembre 2016.

Los Nuevos 52 no trajeron consigue demasiados conceptos rompedores al universo DC. Asumiendo eso, es evidente que La Cosa del Pantano de Scott Snyder y Yanick Paquette sí fue una de esas renovaciones valiosas que, por sí sola, justifica aquel invento editorial que se llevó por delante la numeración clásica de todas las series. Snyder conjuga aquello que parece imposible, el respeto a los conceptos originales y una renovación total para el personaje que crearon Len Wein y Bernie Wrightson (aquí, la reseña de ese volumen) y que años después ya había reinventado de una manera maravillosa Alan Moore (aquí, su reseña). Como no hay dos sin tres, la etapa de Snyder y Paquette merece estar situada al menos cerca de aquellas dos. Son los personajes de siempre, pero vistos de una manera nueva. De hecho, empezamos con un Alec Holland humano pero que ya ha sido la Cosa del Pantano. A partir de ahí, se desarrolla toda la mitología del Verde, del Rojo y de la Putrefacción que convierte este cómic en una tragedia de terror fantástico, un escenario en el que la Cosa del Pantano se mueve francamente bien, sobre todo por el espléndido estilo visual que Paquette impone a la serie y se ajusta de una manera orgánica a los objetivos de la historia, incluso en los momentos más desatados, los de Mundo putrefacto, el crossover con Animal Man.

No son muchos los personajes que se han movido entre DC y el sello Vertigo. La Cosa del pantano es uno de ellos, y etapas tan brillantes como la de Snyder justifican ese salto. Porque esta historia no es de superhéroes, aunque más de uno desfile por sus páginas y Snyder aproveche para rendir el enésimo homenaje a Batman como pilar de ese universo. Es una fantasía oscura, terrorífica, la historia de un hombre que ha dejado de serlo, que en esta encarnación ni siquiera recuerda cómo ha vuelto a serlo pero que al final se ve obligado a entregarse a un destino trágico, el que se vislumbra en el final de la obra, una conclusión hermosa, poética y certera que compensa la exageración que sí se siente en ese Mundo putrefacto que sirve como clímax de acción para esta espléndida etapa. Todo lo que planea Snyder reúne incontables elementos de interés, desde la redefinida pero al final inmutable relación entre Alec y Abby, la brutal transformación de Arcane como villano definitivo de la Cosa del Pantano o el extraordinario papel del Parlamento de los Árboles. La versión de Snyder se mueve en terrenos turbios y truculentos, pero aún así hereda el espíritu de las etapas creadas por quienes mejor han sabido entender el personaje. Es, en ese sentido, tanto una continuación natural como una metamorfosis espléndida.

Y en cuanto al dibujo, hay que rendirse al trabajo de Yanick Paquette. Queda claro que su labor es espléndida si tenemos en cuenta que hay muchas páginas que no dibuja él y, sin embargo, la serie tiene una fortísima impronta vinculada al estilo que impone. Un dibujo con clara iconografía de terror, una muy definida composición de página para romper los convencionalismos clásicos y, sobre todo, una redefinición gráfica de los personajes espléndida. No es fácil asumir riesgos, y como tal hay que considerarla la forma que le da al rostro de la Cosa del Pantano, y que encajen tan bien en la imagen que el lector de toda la vida tiene del personaje. Se nota cuando Paquette no está al frente, problema derivado de los infernales ritmos de entrega que impone el cómic americano en nuestros días, pero al mismo tiempo hay un intento tan claro de amoldarse a los preceptos visuales que marca que incluso en ese sentido hay muy poco que reprochar a la serie. Y es imposible no destacar la intensa sensibilidad que se desprenden de las viñetas que comparte Abby y Alec, que son las que dan una base emocional e incluso romántica tremendamente fuerte a una historia de género como esta. La Cosa del Pantano de Snyder y Paquette duró año y medio. Pero qué año y medio. Por derecho propio, hay que considerarla como una de las mejores etapas del personaje.

El volumen incluye los números 0 a 18 y el Annual 1 de Swamp Thing y los números 12 y 17 de Animal Man, publicados originalmente por DC Comics entre septiembre de 2011 y marzo de 2013. El contenido extra lo forman una introducción de Len Wein, las portadas originales de Yanick Paquette y Steve Pugh y una galería de bocetos de Paquette.

Podéis ver imágenes de este título aquí y aquí. Y en nuestra galería de Facebook podéis acceder a todas las páginas que mostramos de todos los títulos que comentamos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 242 seguidores

Archivos

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: