CÓMIC PARA TODOS

‘Área D’ 9, de Kyouichi Nanatsuki y Yang Kyung-Il

area-d-9Editorial: Norma.

Guión: Kyouichi Nanatsuki.

Dibujo: Yang Kyung-Il.

Páginas: 188.

Precio: 8 euros.

Presentación: Rústica con sobrecubierta.

Publicación: Octubre 2016.

La evolución de Área D ha sido curiosa desde el principio. Era una serie de claras influencias al principio, de ritmo cambiante y no siempre acertado a partir del segundo o tercer volumen, con momentos absolutamente brillantes en su narrativa y otros quizá demasiado deudores de una estructura de videojuego de plataformas algo simple, con muchos, muchísimos personajes, que van entrando y saliendo de la escena no siempre con mucho acierto. Pero llegados a este noveno volumen, Kyouichi Nanatsuki ha encontrado al fin, o eso parece, el escenario al que quería llegar, uno en el que el plan del Comité de los Superhombres ya se ve con cierta claridad, el que ya se vio al final del octavo volumen (aquí, su reseña), en el que el papel de Jin Karazagi parece claro del todo y en el que los Altered van a poder enfrentarse con algo real en juego, no solo un escenario de fantasía con el que siempre es más difícil empatizar. No es que se pierde la estructura de videojuego de plataforma, porque eso es algo que se siente con facilidad con la inclusión de nuevos personajes a los se enfrentan los pretendidos héroes de la series, pero al menos el sentido de conjunto es algo más intenso. Y eso, completado con el buen dibujo de Yang Kyung-Il, hace que Área D siga siendo una fantasía divertida en la que sumergirse.

Si algo se puede destacar de este noveno volumen es que estamos ante una de las primeras ocasiones en las que de verdad se siente que lo contado hasta ahora cuenta a la hora de utilizar a los diferentes personajes. Sus poderes, sus miedos, su bagaje. Todo cuenta. Y se ve en los dos enfrentamientos que hay con los nuevos villanos, la pequeña Mizuki que controla el agua (formidable su duelo con Enki y su poder de fuego) y el inquietante Escultor Vanguardista, que le permite a Nanatsuki llevar la situación a extremos algo más turbios de los que han sido habituales en la serie, aunque no extraños del todo para el autor, que casualmente siempre ha sabido mostrar este aspecto con algunos de los enemigos del grupo principal que ha ido plantando a lo largo de la historia, sobre todo con el personaje de Asura, la jefa del este, un magnífico homenaje a El Mago de Oz que vimos por primera vez en el quinto volumen de la serie (aquí, su reseña), y que hasta ahora marcaba el mejor momento de Área D. El gran acierto de Nanatsuki en este punto es que ha desplegado muy bien las piezas. Incluso sin ver a algunas de ellas en esta entrega, cada uso que hace de ellas está más que justificado, y eso hace que el ritmo de lectura, además del frenesí de la acción que no se ha perdido en ningún momento, sea todavía más satisfactorio.

Las constantes de Área D en el dibujo se mantienen. A Kyung-Il le encantan los grandes combates entre Altereds. En el primero de ellos, el ya mencionado entre Mizuki por un lado y Enki y Jin por el otro, despliega toda la espectacularidad que es capaz de mostrar y rinde un claro homenaje a Los Caballeros del Zodiaco. En el segundo, el que enfrenta al grupo con el Escultor Vanguardista, las influencias son otras pero el acierto es total de la misma manera. Hay algunas concesiones al manga más humorístico en el dibujo de Kyung-Il que igual no encajan tan bien, sobre todo viendo lo que ya hay en juego en la historia, que es mucho más que un simple enfrentamiento continuo entre seres superpoderosos desde que ha alcanzado al mundo real, pero no deja de ser un detalle menor que, al menos, sirve para seguir definiendo a los personajes, sobre todo los femeninos. El ilustrador saca todo el partido posible, en cambio, a los elementos más fantásticos. Agua, sombras, fuego, golpes y peleas hacen que ese aspecto alcance uno de sus mejores momentos en este volumen, y lo hace además con un claro continuismo que permite identificar viñetas de Área D casi de inmediato. Y aunque todavía quedan volúmenes de la serie, hasta el decimocuarto, ya se siente que estamos encaminándonos hacia un clímax atractivo.

Area D: Inou Ryoiki comenzó a publicarse en la revista Shounen Sunday en marzo de 2012, y el noveno volumen recopilatorio, con los episodios 78 a 87 lo publicó Shogakukan en noviembre de 2014. El volumen no tiene contenido extra.

Podéis ver imágenes de este título aquí y aquí. Y en nuestra galería de Facebook podéis acceder a todas las páginas que mostramos de todos los títulos que comentamos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en 28 febrero, 2017 por en Kyouichi Nanatsuki, Manga, Norma, Yang Kyung-Il y etiquetada con , , .

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 237 seguidores

Archivos

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: