CÓMIC PARA TODOS

‘Last Hero Inuyashiki’ 1, de Hiroya Oku

last_hero_inuyashiki_milky_way_2016Editorial: Milky Way.

Guión: Hiroya Oku.

Dibujo: Hiroya Oku.

Páginas: 202.

Precio: 8,50 euros.

Presentación: Rústica con sobrecubierta.

Publicación: Junio 2016.

Si hay algo que atrae casi sin remedio del primer volumen de Last Hero Inuyashiki, es que Hiroya Oku consigue ensamblar una historia de ciencia ficción con una tremenda carga social. ¿O es una crítica social trufada con elementos de ciencia ficción? En ese equilibrio es donde la propuesta se va moviendo y sorprendiendo. Han de pasar casi 50 páginas para que llegue el punto culminante que marca el tránsito de uno a otro espectro de la historia, para que la vida de Ichirô Inuyashaki, una vida anodina, en la que su propia familia parece despreciarle y que vive con achaques y pareciendo mucho más mayor de los 58 años que realmente tiene, se transforme de la manera más radical y alocada posible. Oku pasa así a convertir su obra en algo más clásico, el relato en el que la robótica y la humanidad se dan la mano en un único personaje, pero hay que reconocerle el esfuerzo por encontrar una vertiente original de este ya tan manido tema. Por eso atrae. Porque si hasta ese momento estamos viendo un relato sobre lo mal que la sociedad (japonesa y, de hecho, mundial) trata a sus personas mayores, el poco aprecio que muchos hijos sienten hacia sus padres, sobre la soledad por muy rodeado que uno pueda estar, de repente Oku pega a un salto a un debate sobre el alma humana y, por qué no decirlo, hasta ofrece el capítulo de origen de un manga de superhéroes.

Es aventurado decir que Last Hero Inuyashiki va a convencer a todo el mundo, porque hay dos elementos que pueden jugar en su contra, por mucho que el primero de ellos, la edad del protagonista, sea al mismo tiempo un elemento de genialidad y riesgo que hay que aplaudir, porque es la base de la crítica social que sí que encierra el manga. El segundo, más propio ya de Oku, es que tiene un ritmo muy, muy lento. En este primer tomo de la serie, básicamente hay dos grandes escenas. No hay más. Lo demás son preparativos. E incluso la segunda de esas escenas es increíblemente larga para lo que en realidad está contando. Es ahí donde se concentran las flaquezas de la historia, que no termina de encontrar un tempo adecuado o que se pueda adaptar a públicos diversos. Last Hero Inuyashiki es lenta. Si se acepta y se pasa así a pensar en lo mucho que hay debajo de ese ritmo, entonces sí puede convencer con relativa facilidad como lo que es, un intrigante primer episodio de una historia más larga que sabe moverse entre lo contemporáneo y lo futurista ya desde los mismos pensamientos de un Ichirô que actúa, desde su incomprensión, como un reflejo del mismo lector. Y como pega el salto de objeto de a crítica social que plantea la obra a protagonista de una epopeya de ciencia ficción bastante original, poco se le puede reprochar a Oku en su retrato.

El diseño de la obra es un tanto peculiar. Mezclando personajes realistas pero dibujados con fondos casi fotográficos se consigue un aspecto extraño. Y sobre todo se hace más extraño cuando Oku decide dejar muchos primeros planos sin un fondo, lo que hace que el contraste con el detalle que tienen los planos abiertos sea todavía más contundente. Tampoco parece haber dado con la tecla para que funcionen algunos aspectos, como el perro de Ichirô, que muchas veces no se sabe si está ladrando alarmado, de miedo o de felicidad. Pero en general Last Hero Inuyashiki tiene un dibujo bastante atractivo. Es brillante la forma en la que añade edad a un hombre de 58 años para que se entienda el desprecio de su propia hija, a la que dibuja de una forma bellísima para que eso también hable del personaje. La forma en la que incorpora los elementos robóticos a la historia es bastante impresionante, aunque se guarde el misterio en el momento culminante de la transformación detrás de una página doble en la que simplemente juega con las tipografías de los diálogos. Y hasta queda para el recuerdo la forma en la que el propio Oku se ríe dentro del manga de su creación más famosa, Gantz. Aún con su irregularidad, no son pocos elementos los que tiene este primer volumen de Last Hero Inuyashiki como para disfrutar de la lectura y esperar el segundo volumen.

Kodansha publicó el primer volumen de Inuyashiki en mayo de 2014. El volumen no tiene contenido extra.

Podéis ver imágenes de este título aquí y aquí. Y en nuestra galería de Facebook podéis acceder a todas las páginas que mostramos de todos los títulos que comentamos.

Anuncios

Un comentario el “‘Last Hero Inuyashiki’ 1, de Hiroya Oku

  1. MrCervero
    17 febrero, 2017

    Aun no me he acercado a esta obra, pero a falta de leer su final GantZ fué uno de mis mangas favoritos cuando comenzó a editarlo Glenat por estos lares. De hecho como digo aún no leí el final, pero los tomos que tengo los he releido varias veces xD A esta colección le tengo ganas por el autor, y por el tema que trata, y para que negar que como bien dices llama la atención el protagonista escogido. A ver si cae la semana que viene jejeje

    Un saludo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en 15 febrero, 2017 por en Hiroya Oku, Kodansha, Manga, Milky Way y etiquetada con , , .

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 236 seguidores

Archivos

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: