Cómic para todos

‘Elfos’ 3, de Marc Hadrien, Jean-Luc Istin, Ma Yi y Kyko Duarte

elfos-003Editorial: Yermo.

Guión: Marc Hadrien y Jean-Luc Istin.

Dibujo: Ma Yi y Kyko Duarte.

Páginas: 112.

Precio: 25 euros.

Presentación: Cartoné.

Publicación: Septiembre 2016.

Con cada nuevo volumen, Elfos parece mejorar. Y eso tiene un mérito aún mayor si tenemos en cuenta que estamos ante una serie que no es tal, que es una colección de álbumes autoconclusivos que se acercan a un aspecto muy concreto de la leyenda de estas criaturas fantásticas. En tres volúmenes ya hemos visto los seis primeros álbumes de la serie francesa, y eso ha sido más que suficientes para dejarnos encandilar con lo que ya se puede decir sin tapujos que es uno de los títulos de referencia del cómic fantástico actual. En esta tercera entrega, además, volvemos a leer a quienes nos introdujeron en este mundo, Jean-Luc Istin y Kyko Duarte, autores de El cristal de los elfos azules, contenida en el primer libro (aquí, su reseña), con lo que el gusto es doble. O triple, porque sin demasiado recorrido todavía en su edición española (en la francesa ya se ha alcanzado el decimoséptimo álbum), ya hemos visto suficiente como para dar por consolidados a Istin y Duarte, para descubrir a equipos artísticos muy interesantes y para acercarnos a rincones muy diversos de los elfos. Y lo mejor es que no hay límites. Que cada libro parece haber mejorado al anterior. Que cada historia tiene objetivos tan distintos con respecto al resto de álbumes que, aún manteniendo la identidad, la propia y la de la serie, todas son gozosas en sí mismas.

Este tercer volumen se abre con La dinastía de los elfos negros. Acostumbrados a que el elfo sea una criatura atractiva y delicada, su sugerente título es ya una razón de peso para dejarse llevar. Marc Hadrien nos conduce a terrenos oscuros, casi siempre poblados por trasgos, orcos y hechiceros en este tipo de fantasía, pero en los que coloca de manera magistral a los elfos. Dura y cruenta, la de Hadrien es una historia que convence por su tremenda oscuridad. El dibujo de Ma Yi es, en ese sentido, igualmente oscuro y espléndido. Elfos está siendo una serie que mantiene una apuesta clara en lo visual, y en la que el estilo de cada uno de los ilustradores que desfilan por sus historias parece seguir unos parámetros claros e identificables, pero cada álbum tiene sus matices. Y eso es fantástico. Porque, partiendo de una uniformidad, hay una gran personalidad. Ma Yi sabe convertir la oscuridad en un personaje más que se fusiona con la narración en cartuchos de texto que le propone Hadrien. La dinastía de los elfos negros sorprende porque los autores han sabido generar empatía en la historia de origen de un villano. Más aún, en el de una criatura que se coloca entre los arquetipos de lo más destestable de la fantasía, lo que no deja de ser la perversión de una de las razas más puras que hay dentro de este imaginario.

La brillantez de este relato contrasta con el terror que nos proponen Istin y Duarte en el siguiente álbum, La misión de los elfos azules. Istin parte de El señor de los Anillos para acabar contando Guerra mundial Z pasando por el prisma de la serie televisiva de Juego de tronos. Sí, el escritor logra lo que parece imposible, que los elfos puedan protagonizar una historia del más puro género zombi, manejando los códigos del terror con la misma facilidad que los de la fantasía, en el que destacan otros dos elementos: por un lado, la magia que hace que la protagonista, Lanawyn, sobresalga como un personaje tan enigmático como importante no sólo en el marco cerrado de esta historia sino también en uno más abierto que se nos insinúa y que encandila; por otro, el espléndido uso de un reparto que, sin salir de los arquetipos en muchos casos, incluyendo al orco nigromante que supone un contraste tan claro con los elfos, cumple con lo que necesita la historia en cada momento. Como Duarte, que vuelve a demostrar que se mueve como pez en el agua en este universo, dibujando escenarios formidables, manejando muy bien la acción y el tiempo, y sacando todo el partido posible a la fascinante mezcla de género que le propone Istin. Puede que ninguno de estos dos álbumes llegue al nivel de Elfo blanco, corazón negro, incluido en el segundo libro (aquí, su reseña), pero están tan cerca que sólo queda aplaudir y disfrutar.

El volumen incluye los álbumes quinto y sexto de Elfes, La Dynastie des Elfes Noires y La mission des Elfes bleues, publicados originalmente por Soleil en enero y junio de 2014. El único contenido extra son las portadas originales.

Podéis ver imágenes de este título aquí y aquí. Y en nuestra galería de Facebook podéis acceder a todas las páginas que mostramos de todos los títulos que comentamos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en 2 enero, 2017 por en Cómic, Jean-Luc Istin, Kyko Duarte, Ma Yi, Marc Hadrien, Soleil y etiquetada con , , , , .

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 231 seguidores

Archivos

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: