CÓMIC PARA TODOS

Cine – ‘Rogue One. Una historia de Star Wars’, de Gareth Edwards

null

null

Título original: Rogue One: A Star Wars Story.

Director: Gareth Edwards.

Reparto: Felicity Jones, Diego Luna, Ben Mendelsohn, Donnie Yen, Mads Mikkelsen, Alan Tudyk, Riz Ahmed, Jiang Wen, Forest Withaker, Jonathan Aris, Valene Kane, James Earl Jones.

Guión: Chris Weitz y Tony Gilroy.

Música: Michael Giacchino.

Duración: 133 minutos.

Distribuidora: Disney.

Estreno: 16 de diciembre de 2016 (Estados Unidos), 15 de diciembre de 2016 (España).

Hace un año Star Wars volvió a los cines después de diez años de ausencia (en realidad, eso no es del todo exacto, en 2008 se estrenó Star Wars. The Clone Wars, filme animado que servía de lanzadera a la serie de animación del mismo título). Con El despertar de la Fuerza (aquí, su crítica), J. J. Abrams demostró con más cariño que genialidad que había ganas de seguir viendo los episodios de la más atractiva serie de ciencia ficción que ha dado el arte narrativo popular. Rogue One. Una historia de Star Wars prueba otra cosa, que hay posibilidades de vivir en el cine lo que el cómic, las novelas y hasta los videojuegos vienen demostrando desde hace años, que hay vida en el universo creado por George Lucas más allá del apellido Skywalker. A pesar de cuantiosos problemas, rumores y reorganizaciones de la película, Gareth Edwards no sólo ha conseguido sobrevivir, sino que ha dejado un filme de Star Wars espléndido… desde el mismo momento en el que es consciente de que es Star Wars. Cuando no lo es, cuando incluso reniega de dicha condición (¿qué sentido tiene empezar la película sin el famoso texto y la incluso más famosa fanfarria de John Williams cuando sí se va a acabar como los episodios de la serie central?), se pierde en la inmensa del cine espectáculo contemporáneo. Eso aleja Rogue One de ser una obra modélica, pero sí se sale del cine con gran sabor de boca.

Las razones hay que buscarlas fundamentalmente en el prólogo, que no hace más que explorar el tan manido como acertado elemento familiar que el apellido Skywalker ya había perpetuado en Star Wars, y en su segunda hora, precisamente cuando ese componente de historia de padres e hijos se convierte en la base de una trama que transporta la película hasta el género bélico más tradicional contado con los medios narrativos de nuestros días. Sí, entre lo mejor de Rogue One está en la creación de otro personaje femenino formidable, Jyn Erso, interpretado por la magnética Felicity Jones, y en su papel dentro de la operación de la Alianza Rebelde para robar los planos de la Estrella de la Muerte que servirán de base al Episodio IV (aquí, su crítica). Pero antes de hablar de lo bueno, mucho, que tiene Rogue One, pongamos sobre la mesa sus errores. La larga primera hora del filme no logra su objetivo. La trama se desvía con mucha facilidad hacia un personaje, Saw Gerrera, interpretado por Forest Withake, que está mal descrito y que, realmente, pinta poco más que como guiño hacia los seguidores de The Clone Wars, en la que también aparece. Y el grupo protagonista, más allá de la propia Jyn, queda algo desdibujado, dejando su pasado y su presente en una nebulosa emocional que resta algo de épica a los momentos llamados a ser más emotivos.

Cuanto de eso es achacable a Edwards o a los guionistas, Chris Weitz y Tony Gilroy, y cuánto al miedo de Disney a dejar que las personas en las que confió fueran capaces de llevar a buen puerto de la película es algo que no sabremos nunca o que valoraremos con rumores, pero es obvio que hay un trabajo posterior al rodaje principal y se nota en muchos aspectos de la película. Fundamentalmente, de nuevo se insiste, en la primera mitad del filme. Porque cuando las cartas se ponen sobre la mesa, cuando la película se convierte en la misión de encontrar los planos de la Estrella de la Muerte, Rogue One pisa el acelerador de una manera salvaje y que no se detiene hasta su memorable final, en el que está uno de los momentos más esplendorosos y sobrecogedores de toda la franquicia cinematográfica. Esa es la culminación de una hora fascinante, magnética, que entiende la esencia del Star Wars más indiscutible, que asume su legado, que sabe aprovechar lo que realmente funciona, desde Darth Vader (a pesar de las enormes dudas que deja su primera aparición, empeorada por un doblaje que, de nuevo, sirve para defender enconadamente la versión original como la mejor manera de ver una película) a las grandes batallas espaciales entre Alas-X, TIE Fighters y Destructores imperiales o en las que acontecen sobre tierra con AT-ATs, blasters y tropas de asalto.

La película se guarda algunas sorpresas visuales que colocan a Star Wars, una vez más, en la vanguardia de la tecnología de efectos especiales, dando un salto considerable con respecto a algunos intentos previos de explorar cierta tecnología (y no vamos a destripar de qué se trata en estas líneas porque es uno de los detalles que merece la pena descubrir en la pantalla). Y a falta de algún retoque de guion que no sabe hacer, no basta decir que un personaje lo ha perdido todo para lograr la empatía con él desde el patio de butacas, Rogue One triunfa en cuanto se hace consciente de lo que es. Es el lado más bélico de Star Wars, es la puerta de entrada a una audiencia diferente, la de los jóvenes ansiosos de emociones de hoy y las antaño juveniles mentes ya enamoradas de Star Wars, al mismo mundo que descubrimos en 1977 (y con el que se conecta de una manera admirable con guiños y sobre todo con el portentoso final de la cinta), es una forma moderna de ver sables de luz, AT-ATs o Ala-X en escenarios diferentes a los que nos hicieron descubrirles, es un compendio de nuevas aportaciones (desde el carácter de Jyn Erso hasta la empática sinceridad del droide K-2SO, pasando por la brillantez espiritualidad de Chirrut Îmwe) y es un notable filme de aventuras bélicas. Y sí, es Darth Vader. Todo es Darth Vader en Star Wars aunque sea de una forma tan breve.

Podéis ver imágenes de este título aquí y aquí. Y en nuestra galería de Facebook podéis acceder a todas las páginas que mostramos de todos los títulos que comentamos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en 23 diciembre, 2016 por en Cine, Disney, Star Wars y etiquetada con , , , , .

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 231 seguidores

Archivos

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: