CÓMIC PARA TODOS

‘Liga de la Justicia. El día del juicio’, de Geoff Johns y Matt Smith

galdlj_eldiadeljuicioEditorial: ECC.

Guión: Geoff Johns, Scott Beatty y J. M. DeMatteis.

Dibujo: Matt Smith, Christopher Jones, John McCrea y Mark Pajarillo.

Páginas: 184.

Precio: 18,95 euros.

Presentación: Cartoné.

Publicación: Julio 2016.

Viendo la importancia que ha cobrado Geoff Johns en el desarrollo de DC en los últimos años, se puede rescatar El día del juicio como uno de sus primeros trabajos importantes en la editorial. No está, en cambio, entre los mejores. De hecho, es una historia que tiene una premisa básica, la recuperación de Hal Jordan para la continuidad después de su muerte como Parallax, y casi como epílogo de una etapa larga y quizá algo demasiado alabada, la de Grant Morrison al frente de JLA (aquí, reseña de su primer volumen), de cuyas tramas es bastante continuista. A Johns le dejan jugar casi con todos los juguetes de la editorial, lo cual implica utilizar no sólo a la Liga de la Justicia sino también a otros muchos personajes que, en aquel momento, no formaban parte del grupo. Eso, más que cualquier otra cosa, permite recuperar para evaluar esta historia ese dicho popular de que quien mucho abarca poco aprieta Hay tanto en tan pocas páginas que no hay tiempo real para desarrollar más que la acción. Se nota que Hal y el Espectro son el centro de atención y el resto no deja de ser una acumulación de personajes en diferentes frentes que parece que hacen muchas cosas para que el ritmo crezca de una manera notable. Lo cierto es que no se lee mal, pero dista mucho de ser una historia memorable, algo a lo que tampoco contribuye el pálido dibujo de Matt Smith.

Es evidente que hay que considerar El día del juicio como una obra primeriza. Hay esbozos de lo que tanto le ha gustado desarrollar a Johns en sus grandes historias épicas, con especial énfasis en su larga etapa al frente de Green Lantern (aquí, reseña de su primer volumen), pero hay también mucha menos finura a la hora de desarrollarlo todo. Los personajes importan menos. La gran mayoría de ellos, al menos, porque ya desde aquí se ve el interés que despierta Hal Jordan en el escritor. Casi es un guiño al destino viendo lo que tenía que llegar después, y el decisivo paso en la historia del personaje, que casi parece más bien una decisión editorial que una autoral, es lo que perdura de El día del juicio. Lo demás, mucho ruido y pocas nueces en realidad, un entretenimiento light y palomitero en el que se pueden detectar muchas situaciones que no son especialmente creíbles. Lástima que este relato no le llegara a Johns con algo más de experiencia, porque ahora mismo sí resulta interesante pensar qué habría sido capaz de hacer con tantos héroes abriéndose a camino por un lado en el Cielo y por otro en el Infierno. Le falta preámbulo y pausa, le sobra acción y muchos personajes que apenas aparecen para figurar o tener algún diálogo. Y se nota con quienes tendrían que tener un papel capital, los Centinelas de la Magia, casi más aprovechados en el epílogo de Scott Beatty.

Dado que la acción es el principal vehículo de El día del juicio, el hecho de que Matt Smith no logre enamorar es parte esencial de la algo limitada sensación que deja la lectura de esta historia. Smith parece moverse a caballo del trazo sucio de Mike Mignola y del esquemático Doug Mahnke de los inicios, pero está lejos de conseguir los buenos resultados que estos dos, sobre todo el primero, consiguen cada vez que su lápiz toca la página. Los personajes de Smith, de hecho, a veces parecen intercambiables. Si se puede llegar a confundir a Batman con Wildcat, es que hay más problemas de lo que parece. Pero quizá el aspecto más claro para evaluar el trabajo de Smith es que el Espectro, auténtico espíritu de la venganza, motor de una amenaza que puede llegar a destruir la Tierra, nunca parece en realidad tan terrible. Las proporciones, como evidencia con algunos movimientos de Etrigan, tampoco juegan a favor del dibujante. Y como Smith no convence, es difícil que El día del juicio pueda explotar con todo el acierto que pedía el enorme número de posibilidades que abre el escenario escogido por Johns. Todo queda un poco a medio camino en El día del juicio. Y aunque el castillo de naipes nunca se derrumba, no deja de ser eso, una construcción muy endeble que obliga a no hacer movimientos bruscos para que no se nos caiga.

El volumen incluye los cinco números de Day of Judgment,  el especial Day of Judgment Secret Files and Origins y el número 35 de JLA, publicados originalmente por DC Comics en noviembre de 1999. El único contenido extra son las portadas originales de Matt Smith, Tomy Harris y Howard Porter.

Podéis ver imágenes de este título aquí y aquí. Y en nuestra galería de Facebook podéis acceder a todas las páginas que mostramos de todos los títulos que comentamos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 234 seguidores

Archivos

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: