Cómic para todos

‘El ala rota’, de Antonio Altarriba y Kim

01203456001_gEditorial: Norma.

Guión: Antonio Altarriba.

Dibujo: Kim.

Páginas: 256.

Precio: 23,90 euros.

Presentación: Cartoné.

Publicación: Abril 2016.

El arte de volar fue Premio Nacional de Cómic en el año 2010. El ala rota es el extraordinario complemento de aquella que se han sacado de la manga sus autores. Antonio Altarriba planteó la primera obra como un homenaje biográfico a su padre que le permitiera recorrer la historia de España en el siglo XX. De la forma más sencilla, con la pregunta de alguien que había leído la obra, se dio cuenta de que no había hecho justicia a un personaje esencial: el de su madre. Por eso esta audaz novela gráfica se centra en ella, en Petra y en todo un universo femenino, para explicar todo lo que había quedado difuso en El arte de volar. El ala rota se convierte en reivindicación de la fortaleza de la mujer en una época en la que eso no era un valor apreciado socialmente, pero también en un fresco magnífico que permite entender una sociedad no tan lejana en el tiempo como puede que nos guste pensar hoy en día. Altarriba mantiene el tono cariñoso y reivindicativo y Kim un dibujo claro y emocionalmente complejo para contar una historia muy atractiva, que se puede leer de forma independiente pero que también complementa y amplía lo que ya habíamos leído. Sin esquivar la política, que sigue teniendo un papel esencial, El ala rota es más bien un apasionante viaje por la historia más pequeña, la que casi siempre se desconoce, la de una mujer que sufrió y luchó.

Altarriba no elude nada. Partiendo de un deseo casi catártico, el autor convertido en personaje se confiesa ante los lectores: no sabe gran cosa de la vida de su madre. Y El ala rota se presenta así como el pago de una deuda que mucha gente tiene para con sus madres. Lo curioso es que lo hace personificando las diferentes etapas en el influjo de algún hombre en su vida, pero no deja de ser un relato eminentemente femenino. Eso es porque Altarriba escribe con precisión y, sobre todo, captando muy bien lo que la sociedad era en cada momento y en cada escenario. Incluso asume que el protagonismo de Petra tiene que ser creciente, que en su niñez es casi vehicular y que es ya cuando alcanza la adolescencia cuando devora el primer plano, hablando de cuestiones incluso que la historia ha querido soterrar, como el papel de la mujer en el sexo dentro y fuera de la pareja (fascinantes las escenas en las que asume que su marido tiene relaciones con otras mujeres) o incluso del mundo de los derrotados dentro del régimen de Franco, algo que no reabre heridas como de manera muy simplista se rechazan este tipo de tramas sino que ayuda a cicatrizarlas si se miran desde un prisma objetivo. Altarriba recorre ochenta años de historia con una soltura increíble, haciendo que cada época y sus personajes suenen auténticos de principio a fin, y eso no tiene precio.

En lo visual, El ala rota es una obra igual de atractiva que El arte de volar. Kim mantiene la esencia, el trazo, el ritmo e incluso las sensaciones a flor de piel. Porque detrás de un dibujo aparentemente sencillo, en blanco y negro, siempre consigue que sus personajes estallen emocionalmente cuando la historia lo necesita. Como ejemplo, la mencionada escena en la cama cuando Petra llora sabiendo que su marido está buscando el consuelo fuera del matrimonio a su decisión de no tener relaciones sexuales. Es sólo una muestra de lo mucho que es capaz de conseguir Kim, no sólo desde un prisma dramático sino también desde el más jovial y divertido, como se puede ver con la figura de Emilio. Kim busca un estilo realista pero sabe dar pinceladas a veces caricaturescas para diferenciar a sus personajes y hacerles encajar en lo que la historia necesita, y eso no es fácil cuando se busca un estilo tan definido y casi documental para la obra. Para entender el papel de la mujer en la España del siglo XX (o los papeles, que estamos ante un mosaico muy completo), para ver retazos de su política y para entender cómo era la cambiante sociedad del país a lo largo de las décadas, El ala rota es espléndida. Pero sin olvidar que estamos, sobre todo, ante la historia de una mujer, con todo lo que eso significa.

El contenido extra es un texto final de Antonio Altarriba explicando el origen de la obra y acompañado de fotografías y bocetos de Kim.

Podéis ver imágenes de este título aquí y aquí. Y en nuestra galería de Facebook podéis acceder a todas las páginas que mostramos de todos los títulos que comentamos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en 13 septiembre, 2016 por en Antonio Altarriba, Cómic, Kim, Norma y etiquetada con , , .

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 230 seguidores

Archivos

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: