CÓMIC PARA TODOS

‘Cutting Edge’ 2, de Francesco Dimitri y Mario Alberti

Cutting-Edge-2-coverEditorial: Yermo.

Guión: Francesco Dimitri.

Dibujo: Mario Alberti.

Páginas: 112.

Precio: 25 euros.

Presentación: Cartoné.

Publicación: Febrero 2016.

El cierre de Cutting Edge confirma las dos impresiones que ya dejaba su primer volumen (aquí, su reseña): que la historia daba para algo mucho más complejo y que, en realidad, las pretensiones de Francesco Dimitri nunca fueron esas. La serie arrancaba mostrando una suerte de competición entre grupos de personas que destacaban de una forma descomunal en algún campo profesional concreto. Pero esa competición nunca fue el objetivo de Dimitri, sólo la excusa para reunir a un grupo pequeño de personajes. Nunca quiso algo abierto a lo Frecuencia Global (aquí, su reseña), ni tampoco una suerte de Secret Wars o su continuación, con cada personaje viviendo el evento de una manera diferente. Lo que Dimitri buscaba era una aventura colindante con la fantasía y la ciencia ficción con unos protagonistas muy concretos. Y en eso, Cutting Edge cumple con creces. Su lectura es entretenida, sus personajes están bien construidos y motivados y la resolución es bastante aceptable, aunque se note una cierta precipitación que no se sabe muy bien si achacar al escritor o a presiones editoriales para que la historia tuviera un fin en cuatro álbumes. El caso es que, aunque la historia se cierra con solvencia, puede quedar un cierto regusto a que falta algo porque el escenario daba para un relato mucho más elaborado, argumentado y complejo.

Dimitri, de hecho, tiene claro desde el principio que el misterio es parte esencial del divertimento, y por eso no tiene prisa en desvelarlo. Y cuando lo hace, ese conocimiento está por debajo de lo que consigue con su desconocimiento, justificando así la estructura que escoge. Es mucho más divertido lo que plantea Cutting Edge que la forma en que lo resuelve. Y eso que su final es competente y correcto, pero termina de confirmar que no estamos ante, por ejemplo, un Planetary (aquí, reseña de su primer número). Tampoco hace falta que lo sea, pero sí que es cierto que había mimbres para que lo fuera, y es ahí donde se puede concentrar lo más negativo de la obra. Los personajes, en todo caso, despistan cualquier tipo de decepción, ya que Dimitri les maneja muy bien a todos, incluso a los que ha hecho salir de la narración o a los que presentó sin dar demasiados datos, algo que se demuestra con este segundo volumen que hizo en el punto adecuado. Cutting Edge, incluso con mucho texto, finaliza siendo una serie con un muy buen ritmo de lectura, que siempre plantea situaciones atractivas y, sobre todo, mantiene una buena coherencia desde el principio. Las expectativas no satisfechas, en realidad, surgen de la imaginación del lector y no tanto de las pretensiones del escritor, con lo que hay poco que reprocharle.

Y cualquier fallo que pueda apreciarse, además, queda compensado con creces con el espléndido trabajo de Mario Alberti, cuyo detallista dibujo es una auténtica delicia. Como ya se pudo apreciar en los dos primeros álbumes, el suyo es un dibujo que sabe sacar lo mejor tanto de los personajes como de los escenarios. No necesita grandes artificios narrativos (aunque los utiliza, por ejemplo, para cerrar el tercer álbum, primero de los dos que contiene este volumen) para convencer porque su puesta en escena es ya modélica, sus protagonistas carismáticos y accesibles y los lugares en que acontece la historia, sin importar sus dimensiones, convincentes y espectaculares. Y lo más fantástico del relato también lo ejecuta Alberti con brillantez, con lo que se puede decir sin ninguna que completa un trabajo espléndido, que mejora el guión que le presenta Dimitri y cuyas virtudes se pueden apreciar simplemente con abrir una página al azar. Cutting Edge se convierte así en una obra muy disfrutable, amena y entretenida. Menos brillante de lo que podía haber prometido en las predicciones más optimistas pero que en realidad no se sale del curso trazado en ningún momento. Lo que Dimitri prometía desde el principio es escapismo puro y eso lo ofrece con presteza, gracias sobre todo a un Alberti en plena forma.

El volumen incluye los álbumes tercero y cuarto de Cutting Edge, publicados originalmente por Delcourt en junio de 2014 y abril de 2015. El libro no tiene contenido extra.

Podéis ver imágenes de este título aquí y aquí. Y en nuestra galería de Facebook podéis acceder a todas las páginas que mostramos de todos los títulos que comentamos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en 19 agosto, 2016 por en Cómic, Delcourt, Francesco Dimitri, Mario Alberti, Yermo y etiquetada con , , .

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 236 seguidores

Archivos

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: