CÓMIC PARA TODOS

Entrevista con Alex Saviuk sobre Spiderman

Entrevista_SaviukEstamos en 1998. Todd McFarlane comienza a dibujar Amazing Spider-Man y su forma de interpretar al personaje adquiere una inmensa popularidad entre los lectores. Sin embargo, en otra de las series del personaje, Web of Spider-Man, hay otro ilustrador, Alex Saviuk, que hace un Spiderman que sigue los pasos de John Romita y de los clásicos. Ese Spiderman, que en su momento pasa más desapercibido y que en España se publica mezclado con el de McFarlane en los años de Cómics Fórum, es una auténtica maravilla. Saviuk fue uno de los invitados de la última edición de Expocómic y tuvimos el inmenso honor de hablar con él, de recordar algunos de los momentos más importantes de una carrera en la que lleva 28 años trabajando con el Trepamuros y que da para tantas y tantas historias que es imposible recopilarlas todas en poco más de diez minutos de conversación. Pero ese tiempo fue una de las grandes delicias de Expocómic y nos alegra mucho poder compartir con todos vosotros lo que nos contó el maestro Alex Saviuk.

Después de tantos años, ¿qué significa Spiderman para ti, personal y profesionalmente?

En lo personal, crecí con Spiderman. Aunque empecé siendo fan de DC, hubo un día que recuerdo que volvía a casa de la escuela con un amigo y no había cómics de DC nuevos esa semana, así que me dijo: “¿por qué no pruebas estos, Spiderman y Los 4 Fantásticos?”. Le dije que no sabía demasiado sobre ellos, y me dijo que me lanzara y comprara un número. Los compré y me encantaron, y así tanto Spiderman como Los 4 Fantásticos se convirtieron en parte del repertorio de cómics que tenía que leer cada mes. He adorado al personaje durante toda mi vida, y tener la oportunidad con el tiempo de dibujarlo profesionalmente es un honor y un privilegio enormes. Profesionalmente, he estado dibujando a Spiderman desde 1987, no me he perdido ni un solo año aunque he saltado por diferentes cómics y proyectos, han sido ya 28 años. Hablando profesionalmente, diría que es mi modo de vida, la forma en la que me gano el pan, es lo que me ha ayudado a pagar mi casa, mis coches y todo lo demás, así que estoy muy agradecido a Spiderman.

¿Cómo empezaste a trabajar en las series del personaje?

Necesitaban un fill-in, el número 292 de Amazing Spider-Man, ese era el número en el que Peter Parker le pedía matrimonio a Mary Jane en la viñeta final. Lo que pasó es que en aquel momento John Romita Jr. estaba dibujando Spiderman y por alguna razón no podía hacerlo aquel mes, y me preguntaron si quería hacer un fill-in. Les dije que por supuesto, así que hice esa historia. Después de hacerla, tenía una historia de inventario, que creo que tenía una portada de John Byrne, con una gran araña como Spiderman, después de que Marc Dematteis escribiera dos partes de una historia (La última cacería de Kraven), así que me encargué de esa historia con el Doctor Octopus. Después de mi segundo fill-in, Todd McFarlane entró a dibujar Amazing Spider-Man, pero al mismo tiempo que yo acababa mi trabajo necesitaban otro fill-in en Web of Spider-Man, una historia de dos partes. Y así empecé mi etapa de siete años y medio en Web of Spider-Man.

Has mencionado a Todd McFarlane. En aquella época, se convirtió en un dibujante inmensamente popular con su estilo exagerado… ¡pero a mí me gustaba más tu Spiderman!

Oh, gracias. Me he topado con gente que viene y me dice que prefieren mi dibujo al suyo, y al final es una opinión, es visceral, propia de cada uno, es algo personal. Hay gente a la que no le gusta mi trabajo, hay gente a la que le gusta más el suyo, y eso está genial porque justo eso es el arte. Eso sí, como Todd se hizo tan popular, el editor de Spiderman vino y nos reunió a mí y a los demás artistas que dibujábamos a Spiderman en aquella época, Tom Lyle y Sal Buscema, y nos dijo: “Escuchad, no os vamos a decir que dibujéis como Todd McFarlane, pero la versión de Todd con los ojos grandes y montones de telarañas, y darle un aspecto más arácnido, con las rodillas por encima de la cabeza cuando se balancea… Si pudierais incorporar algo de eso en vuestro estilo probablemente ayudaría a las ventas de vuestras cabeceras”. Bueno, las ventas de la cabecera son importantes para la empresa, y si la empresa es feliz yo soy feliz. Así que para hacer feliz a la empresa volví a hacer los ojos grandes, porque mi Spiderman estaba basado en el de John Romita. Puse los ojos grandes y añadí más telaraña en la máscara. John Romita tenía una fórmula sobre cómo dibujarla. En su opinión, cuando se hacia una cabeza de Spiderman pequeña sólo tenía unas pocas telarañas, pero cuando se hacía una cabeza grande el artista ponía un montón de telarañas, ¡pero las telarañas no crecen en el traje, no es una pieza orgánica! Así que creó a su Spiderman para que tuviera tres redes por encima de los ojos y dos por debajo. Tenía una fórmula para el traje. Cuando llegó Todd McFarlane más o menos tiraron esa fórmula por la ventana, pero yo traté de seguir incorporando la fórmula con algunas de las incorporaciones de Todd. Y me venía gente diciéndome que mi Spiderman era una mezcla del de Romita y el de McFarlane y que era el mejor. Está bien, lo agradezco mucho.

Hay dos cosas de las que quiero que me hables que sucedieron en tu etapa en Web of Spider-Man. La primera es la Spider-armadura y el Spider-Hulk. ¿Crees que Spiderman realmente necesita estos cambios de imagen para mantenerse popular entre los lectores?

La primera vez que vi la Spider-armadura creía que era simplemente un diseño interesante. No la diseñé yo completamente, el entonces editor me enseñó un boceto simple de esta armadura, porque habían pensado una historia para utilizarla y me dijeron que me necesitaban para que la refinara, para que la diseñara e hiciera que funcionara. Les dije que sin problema. La primera vez que la dibujas, no pasa nada, pero cuando vi cuántas veces tenía que dibujarla en las viñetas con todas esas piezas reflectantes… Me llevó un montón de tiempo dibujar cada panel de la Spider-armadura, y tengo que admitir que no me gustó (risas). Era un buen artilugio, pero me alegro que sólo durase un número. Para sorprender estuvo bien tener esa armadura, parece que fue popular porque es una rareza, pero si lo hubiéramos tenido que hacer una y otra vez, no voy a decir que fuera aburrido pero dejaría de ser Spiderman. Para mí Spiderman es el del traje rojo y azul. En cuanto a Spider-Hulk, de nuevo fue sólo para una historia. En la anterior había aparecido Hulk, lo que para mí supuso mucha diversión, pero cuando vi la historia del Spider-Hulk pensé: “¿en serio?”. Quedó en mis manos decidir cómo iba a mostrar a ese Spider-Hulk. Cuando Bruce Banner se convierte en Hulk, destroza los pantalones, la camisa queda destruida, y como ves en el Spider-Hulk no pierde todo el traje, pero se rasga en los hombros y en las rodillas, pero dejamos la cara cubierta con la máscara de Spiderman.

Y la segunda es que te tocó dibujar a Mary Jane desnudándose para una sesión de fotos como modelo, en un número escrito además por Peter David nada menos. No se la veía desnuda, pero…

Hay una historia detrás de eso. Peter David escribió el número para que apareciera desnuda. Por supuesto, había que dibujarla para que no se viera desnuda, es un cómic americano y no uno europeo, donde es más fácil ver desnudos frontales y cosas así. La dibujé de forma que sugiriera que estaba desnuda, dejando caer su albornoz por debajo de sus rodillas, viéndola desde atrás, y cuando dibujé la portada pusimos un rótulo que decía “¿¿Mientras Peter Parker combate al Culto del Amor, Mary Jane está posando para Playboy??”. En la primera versión decía Playboy, ella estaba desnuda pero no podíamos ver nada de sus pechos. John Romita la entintó de forma preciosa. Cuando se la enseñamos al editor jefe, Tom DeFalco, dijo “¡Oh, Dios mío, tenemos el sello del Comics Code Authority, no lo van a aprobar, los padres nos van a escribir cartas diciendo que no van a permitir a sus hijos leer esto, que estamos apoyando a Playboy, que tiene desnudos y eso no es bueno!”. Así que lo que sucedió es que Jim Salicrup, el editor, me dijo que teníamos que cambiar la portada y ponerle algo de lencería, le pregunté si quería que lo hiciera y me dijo que no, que lo haría John. Tengo una copia en casa de la portada original, en la que se la ve a ella desnuda desde atrás, firmada por John Romita. Hicimos los cambios en la portada, pero no hicimos ninguno en la historia, y queda raro. Si no la íbamos a mostrar desnuda, ¿por qué tuve que dibujar el albornoz cayendo por sus rodillas o a ella desde atrás? ¡Me hubiera encantado dibujarla en ropa interior si se hubiera escrito así! Pero no lo estaba, y no tuvimos tiempo de cambiarlo.

Cuando acabaste tus siete años y medio en Web of Spider-Man, diste el salto a Spider-Man Adventures, un cómic basado en la serie de dibujos animados pero en el que al principio te dejaron dibujar con tu propio estilo…

Cuando me propusieron hacer ese título, me dijeron que podía hacerlo con mi estilo y les dije que eso sería genial. Cuando estaba ya haciendo el quinto número, me dijeron: “mira, queremos hacerlo más como la serie de dibujos, así que si te opusieras y no quisieras hacerlo lo entenderíamos, no pasa nada”. Y les contesté: “eh, es Spiderman, todavía lo disfruto, tengo un contrato, tengo hijos, tengo una hipoteca, tengo que pagar mis facturas… ¡así que lo haré como me lo pidáis!”. Y lo hice de esa manera. Al principio lo querían todo muy claro, sin negros, sin detalles, y lo acepté, pero según iba pasando el tiempo iba haciendo pequeñas trampas, añadiendo algo de negro y no me dijeron nada, así que lo fui adaptando un poco más a mi propia visión y a la forma en la que yo quería hacer ese cómic.

Y para acabar, trabajaste en Spiderman con Stan Lee, creador del personaje, en las tiras de prensa dominicales de 1997. No todo el mundo puede decir eso…

No, y no es que haya gente que quiera pegarme un tiro, pero doy envidia a muchas personas que me dicen: “¡has trabajado con Stan Lee, Dios mío!”. Es un privilegio haber trabajado con él durante tanto tiempo. Tengo 63 años, Stan Lee está a punto de cumplir 93, y durante todos estos años, y por la diferencia de 30 años de edad, cada vez que hablamos por teléfono me dice “eh, chico, ¿qué tal va todo?”. Soy todavía un chico, soy todavía un chaval. Y en ese proceso creativo él tiene 93 años, su hermano Larry tiene 84, y yo todavía soy el más joven del grupo. Siempre seré el más joven del grupo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en 30 diciembre, 2015 por en Alex Saviuk, Entrevista, Marvel, Panini, Spiderman y etiquetada con , , .

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 242 seguidores

Archivos

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: